Cinco spinoff de GOT mejores que el de Jon Snow

Aunque terminó siendo una suerte de héroe, la acartonada actitud del joven bastardo le quita bonos antes las historias de otros personajes que a nuestro juicio harían mejores series. Estas son las favoritas.

Todos lo sabemos: Jon Snow es fome. Sufrido héroe y melancólico defensor de los inválidos, toda su vida se basó en luchar por ideales que solo él, y unos cuantos más, respetaba en Westeros. En ese sentido, fue el Stark más parecido a Eddard, su padre adoptivo que terminó muriendo por gil y desencadenando la sangrienta Guerra de los Cinco Reyes.

Entonces. ¿por qué Jon Snow es la opción de algunos cerebros para realizar un spin off de GOT? Quizás la idea es aprovechar que Kit Harrington es joven aún. Ayuda también el que, de los sobrevivientes populares del final de la serie, es que le mejor le va una vida/serie llena de aventuras.

Sea como sea, los fanáticos tienen mejores ideas. Eso nos incluye a nosotros en Entreprenerd, que removimos el cerebro para pitchear cinco spin off mejores que lo que sea que hagan con el desabrido hijo de Rhaegar Targaryen y Lyanna Stark.

Arya Stark  –  “Arya vs. The World”

Las posibilidades de homenajear a la animación japonesa son infinitas.

Considerando que conocimos a Arya como esa niña que soñaba ser un batallador caballero – y no una princesa como la huevona pesada de su hermana-, el que haya terminado convertida en una experta asesina puede entenderse incluso como un upgrade a su deseo infantil.

Y aunque estaría bueno verla en un drama psicológico paranormal, enfrentando fantasmas propios y los de mas allá del Muro durante la Larga Noche en Winterfell, tenerla allá implica soportar a Sansa como Reina, lo que no cuaja con la importancia de Arya en modo protagonista.

Por eso es mejor explorar como llegó la menor de las Stark a ser tan seca como sicario mediante una saga en tono “Hannah” o “Nikita” medieval, recorriendo el camino que la llevó a ser la sangrienta ejecutora del Norte, cómo aprendió a matar en distintas culturas y sobrevivió a la dureza de vivir ciega en las calles. 

Davos Seaworth  – “Las aventuras del Caballero de las Cebollas”

Imagínelo al revés: Davos -a la izquierda- a segundos de estafar a un viejo mercader en Bravos.

En retrospectiva, el camino recorrido por Davos Seaworth es casi ridículo. Atrapado en El Muro tras la muerte de su eterno Rey Stannis, el exitoso contrabandista marítimo -que nació en la completa pobreza en King’s Landing- se mantuvo cerca del resucitado Jon Snow para terminar como asesor del Rey Bran al final de la serie.

Pero como la vida del pirata es mucho más entretenida, creemos que es mejor ver una antología que cuente los viajes de Davos antes de salvarle el pellejo a Stannis. Sería una gran forma de conocer parajes desconocidos de Winterfell y Essos, culturas distintas y amenazas de todo tipo, tanto geopolíticas como sobrenaturales (aunque algo de eso veremos en “House of the Dragon”, próxima a estrenar en HBO Max).

Sansa Stark  –  “La Reina Roja”

Ser la primera mujer en liderar el Norte de Westeros tiene sus pro y sus contras.

Con uno de los mejores arcos narrativos en la serie, la vida de Sansa Stark, la molestosa adolescente ricachona que se transforma en severa Reina del Norte tras soportar innumerables atrocidades, sería un lujo de contar. 

¿Cómo? Una buena forma es a través de una gran biografía, a escala épica,  que mezcle las decisiones de su presente político como la colorina líder del Norte -todo esto durante una Noche Larga llena de monstruos en Winterfell-, mientras debe soportar ataques de ansiedad, angustia y estrés postraumático causados por la miserable vida que le conocimos en GOT. 

Oro puro.

Lyanna Mormont – “Criando osas”

“Hola. Seguro se están imaginando qué hago yo, una niña de 10 años, sentada acá”.

Cómo olvidar el cachetazo de frescura que entregó Lyanna Mormont cuando debutó en GOT mandando a freír monos a Stannis Baratheon primero, y después haciendo pasar vergüenzas a Jon y Sansa con su rudeza. ¿Lo mejor? Terminó ganándose el respeto de todos cuando cuadró a peludos generales detrás de Jon Snow como el Rey del Norte.

La pregunta es, ¿quién crió a Lyanna y cómo lograron que actuara de esa forma? Esta historia es precisa para ser contada en paralelo a los hechos de GOT: el día a día en la Isla Oso, agreste lugar donde las mujeres están obligadas a ser soldados.

Eso explica el carácter de Lyanna y su madre, Maege Mormont, poderosa guerrera conocida en los libros como “La Mujer Oso”. ¿Escenario ideal? Una suerte de “Gilmore Girls” pero en código salvaje/medieval.

Nymeria – “Nymeria y sus amigos”

Arte de Paulo Silvente. El estilo Miyazaki también se vería bien.

Entre cuervos, lobos, ratas, niños del bosque, árboles sentientes y dragones de hielo, hay un enorme espacio que explorar a la hora de hablar sobre la flora, fauna y misticismo de Westeros. 

Qué mejor forma que conocerla a través de los ojos de Nymeria, el lobo huargo de Arya que tras huir al principio de GOT desapareció del mapa. Mediante animación similar a la última “El Libro de la Selva”, o con un Miyazakismo occidentalizado, se podría explorar cómo viven los animales en Westeros, su relación con la magia y el misticismo naturalista, y que opinan sobre ser usados como estandartes de guerra en un conflicto donde ellos no tienen pito que tocar.

Total
8
Shares
Previous Post

Es hora de #Maratonear The Umbrella Academy en Netflix

Next Post

Lanzan nueva Red de Innovación para impulsar la sostenibilidad en empresas a través del Corporate Venturing

Related Posts
Total
8
Share